Saltar al contenido

El Fin Del Mundo Como Obra De Arte Pdf

diciembre 24, 2022

En 1958 realizó su primera exposición en el Museo Canario de Las Palmas de Gran Canaria, por año siguiente expuso en el Casino de Tenerife, y en 1961 creó el Conjunto Espacio junto con Felo Monzón, Pino Ojeda, Rafael Bethencourt y Francisco Lezcano . Fue a partir de este instante que su pintura se empezó a relacionar con el expresionismo abstracto americano y el taquisme francés.

el fin del mundo como obra de arte pdf

Alejada cualquier veleidad discursiva, solo nos queda sentarnos en la butaca y gozar de un largo cuya acción se sobrepone a todo. Pero como afirmábamos, lo más atrayente es quizás buscar por entre los entresijos de nuestra situación en el mundo, la forma aproximadamente visible en que influimos en la naturaleza, aquella Gaia transformadora que responde con acritud frente a los asaltos de la civilización.

El Fin De Todo El Mundo Como Obra De Arte

Los temas de sus fotografías arquitectónicas a gran escala son de estética Bauhaus y fascismo, al tiempo que sus cuadros de pared monócromas y pinturas de plomo son medites sobre el arte. Su trabajo parece no tener una interpretación concreta sino que se mueve en la frontera entre lo que vemos y lo que pensamos, lo visible y lo invisible, lo concreto y lo abstracto.

el fin del mundo como obra de arte pdf

El largometraje retoma la idea del desastre planetario, y deja entrever un ligero mensaje trasnochado a favor de la paz mundial, en un momento histórico de fuertes convulsiones en al ámbito del fantastique. Mucho se ha hablado ahora de la influencia de la crisis del petróleo de 1973 en el estreno de esta clase de cine, en una circunstancia en la que los parabienes de la sociedad de la opulencia comenzaban a resquebrajarse.

Piezas Maestras Del Arte Barroco Que Representan A La Inmaculada Concepción Y Su Asunción En El Museo De Preciosas Artes De Bilbao

Su obra se ha expuesto en la Galería Susanne Maüsli , la Galería Oliva Arauna , en el Art Forum Berlín , en la Feria Internacional A.C. , en el CAAM o en TEA Tenerife Espacio de las Artes. La pieza expuesta en esta exposición forma parte a la Compilación TEA Tenerife Espacio de las Artes.

el fin del mundo como obra de arte pdf

En su obra emplea elementos de la vida cotidiana que recurrentemente son ignorados para obtener una significación conceptual de dichos elementos. Su trayectoria está marcada por el nomadismo desde sus principios, con lo que es un elemento fundamental en la vida y trayectoria del creador. Ha expuesto en el Museo del Palacio de Preciosas Artes de México, en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, la Serpentine Gallery de Londres o el Museo de Arte Moderno MOMA de Nueva York.

«tristán E Isolda La Desaparición», De Rogelio De Egusquiza

Se encuentra dentro de los desarolladores mucho más relevantes del panorama nacional en la actualidad. Escultor que trabaja la pureza de la manera hasta acudir a su esencia, sus piezas no suelen tener referente directo en la realidad exterior sino tienden a sugerir mucho más que a aceptar ser identificadas de forma directa, por lo que la posibilidad de significación se multiplica.

Revisitando a Bill Viola, exposición enlazada a Liber-insularum, Bill Viola, Espacio cultural El Tanque, Tenerife; Rafter.No4. Intervenciones en el espacio público 08, Guía de Isora, Tenerife; Siempre son otros los que mueren, Circulo de Bellas Artes, de Santa Cruz de Tenerife y Gabinete Literario.

Con una imaginería visual del exceso, caracteristica de Terry Gilliam, 12 Monos se muestra como una especie de thriller contemporáneo en el que se procuran los parámetros básicos que convierten la narrativa en elocuente, con un continuo viaje de ida y vuelta en el que está en juego el futuro de la Humanidad. No vamos a abordar aquí la temática de los zombies, por mucho que conjuguen infección viral y cataclismo. En cualquier caso, podemos refererir la atrayente 28 días después… (28 Days Later…, Danny Boyle, 2002), intento de renovación del género, que transcurre entre lo articulo-apocalíptico y la estética de la mugre, y logra un ambiente opresivo en el que alguno puede verse infectado.

A lo largo de la década de 1950 continúa haciendo obra figurativa, con temáticas similares a las mentadas. Descubre la atracción por el arte contemporáneo y el abstracto, de los que en Canarias apenas había referencias, lo que la transformó en una vanguardista, siendo referente para muchos otros artistas isleños. La muestra toma como punto de inicio un relato crepuscular del filósofo catalán Rafael Argullol, El fin de todo el mundo como obra de arte , donde usa distintos individuos históricos o mitológicos -como Prometeo o Fausto- abocados a un destino incierto. Sus ciegas esperanzas de futuro y su voluntad de perfección se trocaron en espejismo o inalcanzable utopía, y sus vidas, en fin, aceptaron una renuncia y autodestrucción que bien pudiera asimilarse a los destinos de un gran número de hombres y mujeres de las sociedades contemporáneas.

Con esta excusa argumental, Kramer narra el fin de una época, metáfora de un paraíso perdido que se acerca a su final, y hace hincapié en la evolución de unos personajes que solo aguardan el juicio final ante el ocaso y la desaparición. Y no obstante, el nuevo arte no puede desvincularse definitivamente de esa tradición impuesta por los siglos que le antecedieron, quizás por el hecho de que esa metáfora de la que hablábamos se utiliza para poner al humano frente al espejo de sus contradicciones, cuando se apropió del mundo y jugó con él como un joven que no calibra la fuerza de su ímpetu.

el fin del mundo como obra de arte pdf

En un planeta global, ese planeta se muestra como un cuerpo endeble, y de este modo también nos semeja nuestra sociedad de la opulencia, que divagó durante el siglo XX entre los logros de la ciencia y el horror de Auschwitz y también Hiroshima, sorteando las paradojas de una sociedad cuya firmeza puede desvanecerse cualquier ocasión. No por casualidad, las primeras muestras de cine apocalíptico las podemos encontrar en los años 30, justo en el instante posterior de ese jueves negro de 1929 en el que se hundió la bolsa de Nueva York. En 1931, el popular cineasta francés Abel Gance dirige y protagoniza La fin du monde2, escrita también junto al astrónomo Camille Flammarion, en el que se narra la llegada inminente de un meteoro que va a destruir la Tierra.

el fin del mundo como obra de arte pdf

Pinturas, esculturas, fotografías y también instalaciones, creadas entre 1928 y 2016, conforman esta exposición que reúne un grupo de maravillas artísticas y de autores que, a su forma, han concebido un concepto de fin de todo el mundo por medio de sus obras. Esto es, una simulación o representación de la naturaleza sacrílega del humano en su huida hacia la autodestrucción y el fracaso. Sin embargo, esta exposición no proporciona una secuencia de imágenes apocalípticas o plataformas, sino más bien producciones que, de alguna manera, aportan imaginación poética y destreza metafórica a la imagen del fin del mundo a través del drama de la condición humana. En esa misma dirección se dirige la muy interesante 12 Monos , que reanuda la idea del virus contagioso y mezcla a partes iguales ciencia ficción, viajes en el tiempo y Apocalipsis, tomando como referencia el corto La Jetée de Chris Marker.

el fin del mundo como obra de arte pdf

La mayor parte del tiempo se colocan frente a frente en sus acciones, con mínimos accesorios y atributos. Los temas que trascienden de sus obras son la resistencia, la tensión, la provocación, el deseo, la intensidad, el desagrado, como si se tratase de un auténtico combate de conmuevas.